domingo, 30 de noviembre de 2014

Tolerancia de los peces exóticos y nativos a la contaminación: El ejemplo del delta del Rin

http://en.wikipedia.org/wiki/Common_bream
Ya en alguna ocasión he tratado el tema de la tolerancia de las especies exóticas a la contaminación y como esto las favorece a la hora de colonizar determinados ambientes degradados. El año pasado en la revista Aquatic Invasions apareció un artículo que se centraba en la comparación de la tolerancia de especies nativas frente a especies exóticas de peces para el río Rin. Los autores encontraron 24 especies exóticas y 36 nativas, lo que da una idea del grado de invasión de este ecosistema acuático. Comparando las sensibilidades de ambos grupos de peces para diferentes contaminantes (amonio, hidrocarburos aromáticos policíclicos, etc.), los autores no encontraron diferencias significativas, lo que en principio indicaría que la tolerancia a los contaminantes no explicaría el éxito de las especies exóticas en el Rin. No obstante, al comparar las concentraciones de contaminantes en el Rin a lo largo de las últimas décadas, los autores si que vieron que en los años 70 y 80 el porcentaje de especies que se podrían ver afectadas por los contaminantes era mayor en las especies nativas que en las exóticas. Esta diferencia se redujo en los últimos años, muy probablemente debido a la desaparición de las especies nativas más sensibles.

miércoles, 19 de noviembre de 2014

Comercio de cangrejos para acuariofília: un riesgo para los ecosistemas acuáticos

http://link.springer.com/article/10.1007%2Fs10530-014-0682-5
Es indudable que el comercio de animales es un negocio a escala global que mueve millones de euros al año. El problema de este tipo de comercio se origina cuando se producen escapes o sueltas deliberadas de estos animales en ecosistemas naturales. Aquí es cuando existe un riesgo de que alguna de estas especies pueda llegar a ser una Especie Exótica Invasora (EEI) en los ecosistemas naturales. En el caso de la acuariofília el problema se incrementa debido al gran número de especies comerciales, desde peces de todo tipo y ambientes hasta pequeño invertebrados. Entre estos últimos los cangrejos han aumentado su popularidad, debido a que hay muchas especies de pequeño tamaño (permite tener acuarios de pequeños volúmenes) y en ocasiones a su facilidad para mantenerlos en cautividad. Un ejemplo claro del auge de la acuariofília de decápodos es Alemania con 120 especies comerciales de cangrejos, o la República Checa que es uno de los principales países en la producción, importación y exportación de estos animales. Es precisamente en este país donde un grupo de investigadores de la Czech University of Life Science Prague ha realizado un análisis de riesgo sobre las especies comerciales de cangrejos y su probabilidad de ser EEI. El resultado ha mostrado como de un total de 27 especies 4 presentan un riesgo alto de transformarse en EEI, y el resto un riesgo medio. Entre las especies con más riesgo de transformarse en EEI destaca Procambarus fallax f. virginalis, que es una especie que se puede reproducir por partenogénesis lo que la convierte en potencialmente peligrosa para los ecosistemas naturales, ya que en teoría con la suelta de un único individuo se podría producir una población. Un aspecto fundamental para los aficionados a la acuariofília es que bajo ninguna circunstancia liberen estos animales al medio natural.